Cuando Soy Débil, Entonces Soy Fuerte

Quiero compartir estas palabras de apóstol Pablo, que nos hacen pensar que todas las personas tenemos debilidades, como en este caso la enfermedad que El tenia, sobre la cual había pedido tres veces, pero el Señor no se lo había concedido y el apóstol afirma que esta debilidad de ayudaría a perfeccionar el poder del Señor a través de la vida del apóstol. Y así son las debilidades, a la vez que son debilidades se transforman en fortalezas, cuando andamos con el Señor Jesucristo en nuestras vidas, así que como el apóstol  lo dice que se gozara en las debilidades, en afrentas, en necesidades, en persecuciones, en angustias; porque dice “cuando soy débil, entonces soy fuerte. Por favor lea con detenimiento este pasaje de las sagradas escrituras (2 Corintios 12:1-10).

“1Ciertamente no me conviene gloriarme; pero vendré a las visiones y a las revelaciones del Señor. 2Conozco a un hombre en Cristo, que hace catorce años (si en el cuerpo, no lo sé; si fuera del cuerpo, no lo sé; Dios lo sabe) fue arrebatado hasta el tercer cielo. 3Y conozco al tal hombre (si en el cuerpo, o fuera del cuerpo, no lo sé; Dios lo sabe), 4que fue arrebatado al paraíso, donde oyó palabras inefables que no le es dado al hombre expresar. 5De tal hombre me gloriaré; pero de mí mismo en nada me gloriaré, sino en mis debilidades. 6Sin embargo, si quisiera gloriarme, no sería insensato, porque diría la verdad; pero lo dejo, para que nadie piense de mí más de lo que en mí ve, u oye de mí. 7Y para que la grandeza de las revelaciones no me exaltase desmedidamente, me fue dado un aguijón en mi carne, un mensajero de Satanás que me abofetee, para que no me enaltezca sobremanera; 8respecto a lo cual tres veces he rogado al Señor, que lo quite de mí. 9Y me ha dicho: Bástate mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad. Por tanto, de buena gana me gloriaré más bien en mis debilidades, para que repose sobre mí el poder de Cristo. 10Por lo cual, por amor a Cristo me gozo en las debilidades, en afrentas, en necesidades, en persecuciones, en angustias; porque cuando soy débil, entonces soy fuerte”. 

Bendiciones en el nombre del Señor Jesucristo.

Acerca de Juan Ancalle

Helping others to follow the Lord Jesus Christ. Ayudando a otros a seguir al Señor Jesucristo
Esta entrada fue publicada en Devocional y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s